Malecón habanero (5/5)


Se acabó.
Espero no haber sido demasiado pesado.
Aclarar, el orden ha sido simplemente el del disparo. 
Y elegí las que más me gustaban, evidentemente, y las que pensaba representaban más lo que es el malecón de la Habana.
Personalmente lo que más me llamó la atención es que en la mayoría hay un elemento común, esa mirada hacia el horizonte marino como esperando encontrar algo que les faltaba en su Cuba.

Comentarios

  1. En absoluto has sido pesado, y todas las fotos de la serie han sido toda una lección de composición

    ResponderEliminar
  2. Esta es una de las que tiene más elementos humanos y hace muy buena composición.

    De pasado, nada...lo bueno no cansa.

    Besos

    ResponderEliminar
  3. Very well said, amigo. Very well said.

    ResponderEliminar
  4. Bonito colofon de esta interesante serie sobre la "vida" en el malecón de la Habana.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  5. Una serie estupenda Antonio con el denominador común del malecón y con esos personajes que reflejan mucho de la vida en la Habana. Esta última es especialmente representativa.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. ·.
    Digno final de serie, cada cual a mejor, no siendo necesario decantarse por ninguna.
    Me gusta ese horizonte que parece mirarnos, a los que estamos al otro lado del charco.
    Un abrazo

    LMA · & · CR

    ResponderEliminar
  7. Pues en mi opinión, ésta última es la mejor de la serie. Y todos mirando al horizonte.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Les miradas al mar, al infinito siempre son intimistas y sosegadoras y desde este malecón ha de ser toda una experiencia ... muy buena serie

    un abrazo

    ResponderEliminar
  9. Volveré sobre las que me he perdido. Esta me parece una gran foto, una foto de esas que transmite sentimiento y belleza de un momento único. Un abrazo y enhorabuena Antonio.

    ResponderEliminar
  10. Pues ha sido una serie magnifica.
    Sigo envidiando tu ojo fotogeafico.
    Enhorabuena.

    ResponderEliminar
  11. Pues tienes toda la razón; al menos en esta última entrega llama poderosamente la atención ese mirar al horizonte, lo que, por cierto, es bueno porque te hace preguntarte qué hay más allá e incentiva el movimiento para descubrir nuevas cosas. Es peor, recordando a Goytisolo, apartarse del camino y decir aquí me quedo.
    Un abrazo,

    ResponderEliminar
  12. Muy buena esta serie que nos has ido presentando. Buen trabajo,amigo

    ResponderEliminar

Publicar un comentario